En los territorios de Maule y Maipo se dio inicio al debate sobre una propuesta de Gobernanza e Institucionalidad para las cuencas

En el marco de las actividades de Escenarios Hídricos 2030 para avanzar en la implementación de la Transición Hídrica en el país, se realizaron los quintos talleres de cuenca, donde  se trabajó con los actores territoriales en la definición de los elementos centrales necesarios para el diseño de un sistema institucional de gestión de recursos hídricos a nivel nacional y local.

Estos talleres se realizaron en las dos cuencas pilotos donde la iniciativa ha estado trabajando colaborativamente durante todo este año: en Maule, el miércoles 9, y en Maipo, el jueves 10. La cantidad total de asistentes superó las 120 personas.

Tal como en las anteriores reuniones de cuenca, participaron representantes de la comunidad local (comités y cooperativas de APR, juntas de vigilancia, OUAs, etc.), municipios, ONGs, instituciones del Estado, así como de los sectores productivo y académico.  

En esta ocasión, también asistieron organizaciones de usuarios de agua y diferentes instituciones de otras cuencas, para tener una representatividad más amplia, dado que la propuesta de gobernanza e institucionalidad es a nivel nacional.   

«Existe consenso transversal en que la buena gobernanza para gestión de los recursos hídricos desde los territorios debe ser uno de los pilares fundamentales de una nueva institucionalidad del agua. Es por eso que, en este quinto taller de cuenca, estamos construyendo con los actores locales aquellos pilares que permitan descentralizar la gestión y lograr la participación directa de los usuarios en la toma de decisiones, así como en su implementación», explicó Diego Luna Quevedo, representante en Chile de Fundación Futuro Latinoamericano y facilitador de Escenarios Hídricos 2030. 

Para dar inicio a la actividad, se realizó una presentación de los avances realizados por el Eje 1 de la Transición Hídrica, “Gestión e institucionalidad del agua”, a cargo Fundación Newenko, entidad que participa en el equipo técnico de EH2030 para esta temática. Entre otros aspectos, se mostró el diagnóstico realizado, modelos comparados internacionales y los lineamientos base para la propuesta. 

El director de Newenko, Andrés Gutiérrez, explicó que lo que fue presentado es producto de una exhaustiva revisión bibliográfica y decenas de entrevistas con actores clave. Entre los textos revisados destacan el informe del Banco Mundial de 2013, el estudio sobre la gobernanza de la infraestructura del agua de la OCDE del año 2016, la propuesta del Instituto de Ingenieros hacia una gestión integrada de recursos hídricos de 2012, y muchos otros, además de los estudios realizados para las publicaciones Transición Hídrica: el Futuro del Agua en Chile, y MAS Seguridad Hídrica, Medidas, Acciones y Soluciones (Escenarios Hídricos 2030, 2019).

Entre los entrevistados se cuentan representantes de ONGs vinculadas con el agua y el medio ambiente, ex autoridades ligadas con la administración del Estado con competencias en materia de agua, y actores de cuencas, representantes de organizaciones de usuarios de agua (OUA) y de sistemas de agua potable rural (APR). Según explicó Gutiérrez, en una primera ronda los entrevistados eran actores nacionales y en los próximos días se dará inicio a una nueva ronda, con actores locales.  

El asesor del Eje 1, Gestión e Institucionalidad del agua, Gabriel Caldés, comentó que “Nuestro sistema de gestión del agua está centralizado y creemos que se debe avanzar hacia un modelo donde el territorio tenga participación en la toma de decisiones, en el diseño de políticas públicas y planificación, además de colaborar en la protección de los acuíferos en la cuenca”. 

Durante el desarrollo de las conversaciones, en ambas cuencas se produjo un interesante debate, desde las diversas miradas que existen en relación a la forma en que se debe gestionar el agua para abordar los problemas de riesgo y brecha hídrica que, según recordó Gutiérrez, en Chile se deben en un 44% a la gestión y gobernanza.

Por ejemplo, representantes de Organizaciones de Usuarios de Agua (OUAs) destacaron el rol que estos organismos han desarrollado en la gestión del agua y, en general, no estuvieron de acuerdo en realizar un cambio radical a la institucionalidad.

Por otra parte, representantes de organizaciones de Agua Potable Rural (ex APR, actuales Servicios Sanitarios Rurales) subrayaron la importancia de hacer modificaciones que permitan considerar, de forma vinculante, la opinión de todos los actores y la comunidad en la toma de decisiones relacionadas con el uso de los recursos hídricos.

La líder de Escenarios Hídricos 2030, Ulrike Broschek, recordó que la iniciativa lleva años trabajando en el levantamiento de información, realizando entrevistas con diferentes actores, realizando reuniones bilaterales con distintas instituciones tanto del nivel nacional como local, entre otras acciones que forman parte de la co-construcción colectiva que busca integrar las distintas visiones.

“Se diseña el espacio de la cuenca, donde puedan encontrarse los distintos sectores de usuarios y en conjunto planificar el desarrollo futuro y las intervenciones sobre el recurso. Nuestra propuesta busca incluir, integrar, no excluir, y por eso es importante también poner los disensos sobre la mesa, porque con eso hay que construir; uno de los objetivos del trabajo de estos talleres es captar e identificar esas visiones, y tenerlas como base para la construcción de esta propuesta”, agregó Broschek.

Taller en Maule

Para el trabajo de los talleres los asistentes se dividieron en tres mesas en torno a tres temas: Descentralización y participación de usuarios en la toma de decisiones; Análisis de la institucionalidad del agua a nivel nacional; Instrumentos de gestión de recursos hídricos en la cuenca y ordenamiento territorial. Al final de ambas jornadas se realizó un plenario para una puesta en común de las discusiones por cada mesa.

EH2030 es una iniciativa coordinada por Fundación Chile, Fundación Futuro Latinoamericano y Fundación Avina, desarrollada gracias al apoyo financiero de ZomaLab, BID y CORFO.  

OPINIÓN DE PARTICIPANTES

Fernando Krauss, encargado del área de agua potable rural del Centro Internacional de Economía Social y Cooperativas (Ciescoop) y subdirector del Centro de Estudios del Futuro (CEF), ambos organismos dependientes de la USACH:

“Creo que fue un muy buen taller. La idea de que se encuentren distintos actores es precisamente poder debatir; cada uno opina desde sus intereses, lo cual es muy lógico (…) Se dio espacio para que se pusiera sobre la mesa las diferentes miradas, todos tuvieron oportunidad de dar sus puntos de vista, no se coartó las opiniones, aunque incluso fuesen de crítica a la propuesta de EH2030.

“La gestión del agua es un tema de carácter estratégico y nacional (…) Se ha ido entendiendo que es un problema de todos, no se puede creer que solo unos pocos pueden opinar, es todo lo contrario: la única forma de arribar a soluciones consensuadas , estables en el tiempo, que apunten a la sustentabilidad del agua, es que entendamos que todos tenemos derecho de opinar y dar nuestro punto de vista; de otra manera vamos a seguir con la incapacidad de resolver los problemas, independientemente de la institucionalidad.

“Es normal que haya diferencias, reticencias, y eso muestra la importancia que tiene el tema. Es un tema esencial que está en la base de la calidad de vida de las personas. Yo lo disfruté”.

Fernando Krauss, USACH.
María Encina, presidenta comité de Agua Potable Rural Reina Norte de Colina

“Me parece que estos talleres son una muy buena instancia para ir canalizando estos temas, como por ejemplo definir quién y cómo se va a hacer cargo de mejorar la gestión del agua. Fue interesante conocer las experiencias de otros países y me pareció muy bien la propuesta de que exista mayor participación ciudadana, de las comunidades.

Taller Maipo

“Creo que lo primero es conocer la situación de las cuencas, conocer a todos los actores que están involucrados en el uso del agua, no solo los grandes agricultores o las mineras. Cada uno tiene distintas realidades y sabe las necesidades de su sector, por eso es importante que se conozcan y consideren las opiniones de las miles de pequeñas organizaciones que existen, porque es un tema que a todos nos involucra.

“En el sector de Colina Sur, donde está la APR Reina Norte, la falta de agua nos tiene bien complicados, pero creo que si bien existe escasez hídrica también hay un grave problema de planificación, de gestión del agua. Vemos aquí  cerca cómo se despilfarra el agua en condominios, en áreas verdes privadas, entonces creo que está mal distribuida el agua, algo está fallando, hay mal uso y no hay control”.

María Encina, APR Reina Norte
Catalina Cifuentes, directora ONG Yanapanaku

“Creo que es muy pertinente y efectivo que la discusión se de en torno a cuencas, una unidad territorial que actualmente no está en nuestra institucionalidad. Este enfoque está en línea con lo que proponemos desde Yanapanaku y en las organizaciones con las que tenemos redes y alianzas, donde estamos enfocados en trabajar la gestión comunitaria del agua, así como la gestión estatal.

“La convocatoria de participantes al taller me pareció relativamente representativa, aunque quizá faltaban representantes de la sociedad civil organizada, más allá de ONGs y fundaciones. Hay algunas entidades que han levantado experiencias muy interesantes que se podrían compartir en estas instancias. “En relación a la metodología de la reunión, me parece que estaba bien pensada para optimizar la información y creo que se recogió una gran cantidad de datos y puntos de vista”.

“Me parece que debe existir una instancia intermedia de coordinación de usos que no priorice solo desde el punto de vista antropocéntrico, sino que con una visión más ecocéntrica. Además, esa instancia debiera velar por incorporar la perspectiva de género y la visión ancestral en el uso del agua (…) Si no es así, seguiría faltando un organismo que pueda evitar que se produzcan conflictos en la cuenca antes de que lleguen a instancias como los tribunales”.

Catalina Cifuentes, ONG Yanapanaku

Sergio Alvarado, secretario de la Asociación Regional de APR de Los Lagos (71 asociados):

“Este tipo de diálogo cumple con lo que se requiere en el futuro, con la forma en que tenemos que implementar la gestión del agua en Chile. Creo que tenemos que hablar de agua, juntaros en instancias como estas a conversar sobre el futuro de este recurso que es una de las principales riquezas del país; si no lo hacemos no vamos a llegar a ninguna parte.

“Ahora es el momento, es hoy cuando debemos planificar el agua de aquí a diez o 20 años, porque las políticas vigentes vienen de hace mucho tiempo; todas las concesiones que existen se entregaron cuando había mucha agua en Chile y actualmente hay escasez, lo que es preocupante y debe movernos a pensar y hacer las cosas de otra forma. Y esto incluye escuchar a las personas, a las comunidades; la ciudadanía se está informando más y se está pronunciando, el tema medioambiental llegó a la ciudadanía y eso va a impulsar los cambios, no hay otra forma.

“Tenemos que hacer un cambio urgente a modos de producción menos invasivos, cuidando la cuenca, cuidando el bosque nativo y los ecosistemas, de forma más sustentables. Esto es importante para la humanidad, para nuestros hijos, nuestros nietos».

Sergio Alvarado, Asociación Regional de APR de Los Lagos
Reinaldo Ruiz, ex delegado presidencial para los Recursos Hídricos, ex subsecretario de Agricultura (2008-2010):

“Debemos considerar que todo lo que estamos conversando está con un signo de interrogación, porque vamos a tener un proceso constituyente y, en ese contexto, para mantener el sistema actual se debe contar con dos tercios de la convención. No creo que exista ese quórum para mantener en la Constitución el anclaje que existe de la propiedad de los derechos, que permiten que alguna gente diga esta agua es mía, siendo que es propiedad de todos los chilenos. Esa confusión se va a tener que terminar.

“El Estado debe recuperar la capacidad de gestionar, de asignar el agua, sobre la base de lo que dice la ciencia, como lo están haciendo los países más avanzados (…) Tenemos que democratizar la gestión del agua; no puede ser que el que tiene más derechos tiene más votos, porque eso lo hace antidemocrático, eso no favorece el diálogo y dificulta la posibilidad de llegar a acuerdos que beneficien a todos. Todavía hay personas que creen que los han hecho súper bien y que no hay que cambiar nada, como si no existieran problemas, pero vemos que los problemas del agua son de todo Chile y de todo el mundo. Ignorar eso no hace bien.

“Soy optimista de que vamos a avanzar en este escenario de mayor involucramiento y más empoderamiento de las comunidades sobre sus territorios; creo que no hay otro camino”.

Reinaldo Ruiz, ex delegado presidencial para los Recursos Hídricos.

Suscríbete a nuestro Newsletter